Galletas caseras con mermelada

Receta de galletas caseras con mermelada

Para merendar o desayunar, nada mejor que unas deliciosas galletas hechas en casa, acompañadas de una suave mermelada de melocotón o mango.

¿Quieres ver los ingredientes para Galletas caseras con mermelada?

Descubre los ingredientes para hacer Galletas caseras con mermelada pinchando aquí:

¿Cómo hacer galletas caseras con mermelada?

1

Para la elaboración de unas ricas galletas caseras con mermelada, tan sólo debemos seguir unos sencillos pasos.

2

Lo primero será mezclar la mantequilla, que estará a punto de pomada, con el azúcar glas, hasta obtener una masa homogénea. A esta masa, le añadiremos el huevo, mientras seguimos removiendo para que se quede bien mezclado.

3

Cuando tengamos, más o menos, una masa homogénea, iremos añadiendo, poco a poco, la harina tamizada, con la ayuda de un colador. Esto nos permitirá obtener una masa elástica, con la que haremos una bola y envolveremos en papel transparente, para dejar reposar en el frigorífico, un mínimo de dos horas.

4

Pasado este tiempo de reposo, y para continuar con la elaboración de las galletas caseras con mermelada, extenderemos la masa sobre la mesada o encimera de la cocina para amasarla.

5

Tras amasar la masa, con la ayuda de un rodillo de cocina la extenderemos para proceder a cortarla al tamaño que queramos las galletas. Puedes ayudarte de un vaso o bien, usar algún molde.

6

Colocaremos la masa de las galletas caseras con mermelada en el horno, a 180ºC, durante unos 15 minutos.

7

Para darle el toque final a las galletas, sólo hace falta echarles mermeladas por encima o hacer minisandwich con ellas, usando la mermelada elegida de relleno.

Foto y fuente: Ole tus fogones

Nota del autor:

Si lo que quieres hacer son las conocidísimas "galletas delicia", lo que tienes que hacer es cocinar la mitad de la masa como galletas redondas enteras, y la otro mitad de la masa con un hueco en su centro (tipo donut). Una vez horneadas todas las galletas, espolvorea todas las galletas con agujero con azúcar glass y echa una cucharadita de mermelada (normalmente de frutos rojos) en el centro de la galleta entera. Coloca la galleta con agujero sobre la que no lo tiene, de forma que la mermelada se vea por el agujero y sirva de unión a ambas galletas. De esta forma, tendremos unas deliciosas galletas de mantequilla con un gran sabor a mermelada.

Otras búsquedas relacionadas con "Galletas caseras con mermelada"